Antes de comenzar la temporada, los Padres de San Diego lucían como favoritos para clasificar a playoffs, pero terminaron siendo una gran decepción. Con una de las mejores nóminas en todo el béisbol y uno de los mejores jugadores en las Grandes Ligas como lo es Fernando Tatis Jr, San Diego todavía trae su vestido de cenicienta. Y es que, siendo uno de los seis equipos históricos que nunca han ganado una Serie Mundial, parece que por más que se invierta, ser un conjunto ganador todavía parece un sueño lejano.

Sin embargo, hay que tener algo claro, los frailes tampoco tuvieron suerte. A pesar de tener, a priori, una de las mejores rotaciones en la MLB, algunos abridores no funcionaron como antes y otros pasaron gran parte del año lesionados. Blake Snell y Yu Darvish, dos de las piezas más caras en la pretemporada, tuvieron una campaña fuera de lo normal, con efectividades de 4.21 y 4.20 respectivamente. Asimismo, el récord del japonés es de 8-10 y el de Snell apenas y está por encima del promedio con 7-6.

Dinelson Lamet era otra gran esperanza que debía estar desde el inicio. No obstante, gracias a una lesión en el ligamento izquierdo colateral, se perdió los primeros tres meses de la temporada, y justo en su debut en el mes de junio, volvió a sentir tensión en su antebrazo. Al final, el lanzador dominicano solo ha participado en 20 encuentros este año, ganando dos y perdiendo cuatro.

Por si fuera poco, Mike Clevinger, pitcher abridor firmado por dos años, solo podrá jugar una temporada con los Padres, hasta ahora, pues se perdió el 2021 por cirugía Tommy John.

https://platform.twitter.com/widgets.js

En picada

En la primera mitad de la temporada regular, los Padres de San Diego se mantuvieron en los primeros cinco puestos de las mejores ofensivas de las Grandes Ligas. No obstante, en la segunda mitad de la campaña, tal como se mostró en la tabla de posiciones, todo se vino abajo.

Hoy en día, a una semana de finalizar la temporada regular, el equipo religioso tiene la décimo séptima mejor ofensiva del béisbol. A pesar de que Fernando Tatis Jr aún tiene perfil para ser el MVP de la Liga Nacional, por supuesto, un jugador no hace la diferencia. Manny Machado también ha hecho lo propia para sacar adelante al equipo, pero cuando todo el roster no va en la misma sinfonía, la presión hace de las suyas y ganar partidos se vuelve cuesta arriba.

De hecho, es Tatis Jr quien tiene el mejor promedio de bateo de los Padres con .284 y .987 de OBP. Por consiguiente, es inconcebible si recordamos que los Padres de San Diego pudieron clasificar el año pasado a postemporada, y este año con mejores nombres en su roster, todo fue una decepción. Si bien es cierto, el 2020 apenas constó de 60 juegos, pero a comienzos de campaña de este 2021, los religiosos también comenzaron bien. El declive estuvo por completo después del Juego de Estrellas.

Prueba de ello es su inconsistente récord. El 11 de julio los Padres registraban 53-40, jugando 13 partidos por encima de .500. Sin embargo, con la derrota de este 26 de septiembre en la barrida ante los Bravos de Atlanta, los dirigidos por Jayce Tingler quedaron oficialmente fuera de la contienda por el segundo comodín de la Liga Nacional con 78-78.

Imagen

¿Inversión malgastada?

Era muy difícil creer que los movimientos realizados por la gerencia religiosa saldrían mal para este 2021. Blake Snell, quien lucía como el A´s principal del equipo, cobrará este año $10.5 millones por parte de los Padres, luego de que asumieran el contrato que traía desde Tampa Bay. En el equipo de la Florida el zurdo llegó a la Serie Mundial pasada contra los Dodgers y fue la gran figura del equipo en el pitcheo, sobre todo en la postemporada.

Asimismo, el caso de Yu Darvish es más impresionante, pues a pesar de su catastrófica campaña 2021, el japonés tuvo un 2020 de ensueño, siendo incluso favorito al premio Cy Young de la Liga Nacional con los Cachorros de Chicago. En el equipo de los oseznos, el año pasado marcó récord de 8-3 y dejó ERA de 2.01, siendo opacado únicamente por Trevor Bauer. Para el final de esta zafra, Darvish terminará de cobrar $18.5 millones.

De todas formas, al menos pueden contar con el consuelo de que dos jugadores si hicieron el trabajo. Mark Melancon, quien llegó también este 2021 procedente de los Bravos de Atlanta, fue el mejor relevista del equipo y uno de los mejores en toda la liga. Es actual líder en juegos salvados con 38 y tiene ERA de 2.29. Pero claro, Melancon, solo cobra $3 millones este año.

Por último, Tatis Jr acordó una extensión de contrato con San Diego de $340 millones por 14 años. En esta temporada aún cobrará un poco más de $1.5 millones y no será hasta 2025 cuando empiece a ganar, mínimo, $20 millones por año. El campocorto de los Padres de San Diego es la principal pieza lucrativa de su equipo y muy probablemente el MVP 2021, sin embargo, la decepción también es para él.

Imagen

Like it? Share with your friends!

Andrés Finol

Hola, soy Andrés Finol, tengo 22 años de edad y soy de Maracaibo, estado Zulia, Venezuela. Soy apasionado a los deportes, en especial al béisbol. Soy periodista deportivo, egresado de la Universidad Dr. Rafael Belloso Chacín (URBE) en el año 2020.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *