La dinámica del sufrimiento de los grandes en Rusia 2018 se mantiene. Inglaterra dejó sangre, sudor y lágrimas en Nizhni Novgorod para derrotar a la modesta Túnez 2-1, con Harry Kane como héroe al anotar los dos goles, el último al minuto 90, este lunes.

Ferjani Sassi igualó transitoriamente por el cuadro norafricano, en un Arena de Volgogrado casi repleto de público… y mosquitos. La plaga afectó el desarrollo del encuentro, con los jugadores de ambos equipos desesperados por escapar de ella.

«Pienso que jugamos muy bien”, consideró Kane, posterior al duelo. “Siempre hay un poco de nervios y un poco de emoción, pero nos metimos en el partido muy rápido. Cuando se puso 1-1, todo cambió. Siempre pasa por la cabeza que no será tú día, pero por eso trabajamos para más de 90 minutos».

El salvador Kane

Los dirigidos por Gareth Southgate comenzaron con un ritmo trepidante. Al minuto 11 anunciaban una goleada: John Stones cabeceó y el arquero Mouez Hassen tapó, pero la pelota le quedó a Kane, que la empujó al fondo de las redes.

Hassen, que había quedado mal en su hombro izquierdo en una jugada previa, tuvo que salir cuatro minutos más tarde, sustituido por Farouk Ben Mustapha.

Túnez presionó por instantes y, al 35, consiguió un penal tras una falta de Kyle Walker sobre Fakhereedine Ben Yousef.

Ferjani Sassi igualó el marcador al 35, de penal, a la derecha del portero Jordan Pickford, que casi alcanzó a desviarlo.

A partir de entonces, ambos equipos forcejearon para poner la balanza a su favor. Inglaterra contó con mayores oportunidades, pero se encontró con un inspirado Ben Mustapha y una defensa veloz y efectiva.

Pero tanto dio el agua al cántaro hasta que se quebró. Kane aplicó el axioma del “doble cabezazo en el área es gol”, y luego que Harry Maguire bajara la pelota, el capitán resolvió a bocajarro para la victoria.

«Cuando Túnez anotó, tuvimos que soportar un verdadero golpe, y creo que nos pudimos recomponer de gran forma”, lanzó el seleccionador Southgate. En la segunda mitad dominamos el partido. Buscamos soportar la presión y fuimos pacientes para esperar las mejores oportunidades. Ya hemos visto en este torneo que las distancias (entre los equipos) son cortas y eso convierte este triunfo en algo muy importante para nosotros».

Sufren los grandes

Entre las potencias presentes en Rusia 2018, solo Inglaterra y Francia sacaron triunfos en sus estrenos. Ambos lucharon ferozmente para conseguir triunfos 2-1: los galos se deshicieron de Australia.

Pero otros grandes no contaron con la misma suerte.

Brasil empató a uno con Suiza, Argentina hizo lo mismo con Islandia y Alemania cayó 1-0 ante México.

Los ingleses se verán las caras el domingo ante Panamá, que cayó 3-0 ante Bélgica ayer. Mientras, un día antes, los belgas jugarán ante los tunecinos.


Like it? Share with your friends!

Kiko Perozo - @kikoperozo
Maracaibo, Venezuela (1984). Experiodista de @diariopanorama, excolaborador de @mundodeportivo, votante de Venezuela para el premio The Best - Fifa. Administrador de @lahistoria200 y @lgmundiales

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *