En esta eliminatoria son dos equipos con dos dinámicas completamente distintas este curso. A pesar de que sus enfrentamientos en temporada regular dan lugar a un empate (2-2), por posición, sensaciones, y cambio, los Raptors parten como irremediables favoritos.

No es que Washington apareciese en las quinielas de principio de temporada como el posible octavo cabeza de serie más sencillo, pero es lo que le ha tocado a Toronto. Los Wizards han completado otra temporada mala, de regresión —6 victorias menos que hace un año— y no parecen tener opciones a eliminar a uno de los equipos de élite de la NBA como han sido los Raptors.

First half playoff vi👁ws (2/3)

A post shared by Toronto Raptors (@raptors) on

Y todo ello a pesar de que los Wizards quizá sean uno de los equipos más correosos en los que se podría pensar, pero este año no. Lastrados por la lesión de Wall en el último tramo de temporada, para que por la capital tampoco acaba de reinar el mejor ambiente entre sus dos espadas, y en especial entre el base y Marcin Gortat. Han conseguido seis victorias menos que el año pasado. También han pasado de ser el noveno mejor ataque en offensive rating el año pasado al 14º este curso. Eso sí, hay que tener en cuenta el crecimiento que pueda tener Wall en Playoffs, un jugador que siempre se crece, aumentando el año pasado en cuatro puntos por partidos durante la postemporada.

All-Star PGs. #WizRaptors

A post shared by Washington Wizards (@washwizards) on

Toronto ha terminado con el segundo mejor balance de la temporada, ha sido el tercer mejor equipo del curso en puntos anotados cada 100 posesiones y el quinto en puntos encajados cada 100 posesiones. De hecho, de entre los cuatro equipos que pueden presumir de estar en ambas estadísticas en el Top-10, Toronto es el que mejor balance a ambos lados de la pista ha conseguido.

Flamante líder del Este por primera vez en su historia, ha llegado a este punto cambiando de forma plausible su juego. Son el sexto equipo que más asiste después de que el año pasado fueran los que menos lo hacían. Han pasado de ser el octavo equipo que menos tiraba de tres al ser el tercero que más lo hace con 33. Son detalles que permite ver la estadística avanzada y que demuestran cómo Casey ha cambiado al equipo este curso. En ello tiene mucho que ver DeRozan, que se ha animado a lanzar desde larga distancia, pero sobre todo un banquillo formado por VanVleet, Poelt o Siakam que es el que tiene mejor +/- de la liga.

Never stop shooting your shot, kids!

A post shared by Toronto Raptors (@raptors) on

La primera prueba de DeRozan y Lowry. De ellos, Lowry y DeRozan tienen el tercer y cuarto peor porcentaje de lanzamiento, solo por detrás de Lou Williams y Jamal Crawford, dos lanzadores compulsivos. Es decir, que los argumentos de los que dicen que las dos estrellas de los canadienses no responden en postemporada tienen su parte de razón. Los Wizards ya les barrieron hace 3 años con un 4-0 en la eliminatoria de primera ronda. Pero, estos Raptors no tienen nada que ver con los del año pasado, ni con los de hace tres.

Se espera que los Raptors ganen esta eliminatoria 4-1, certificando su favoritismo, sin embargo no será una eliminatoria nada fácil para los canadienses, ya que los Wizards tienen con que, para dar la pelea.


Like it? Share with your friends!

Sebastián Villalobos
Redactor de NBA y MLB en Hispanic Sports Media - @sebastian0209 en Twitter y en Instagram @sebastianvu02

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *