Desde hace algún tiempo se le viene dando vueltas y mas vueltas a la idea de implementar un campeonato femenino de Fórmula 1, pero la cosa no termina de tomar forma y ya hay quienes le dan un no rotundo… a veces de forma positiva. ¿Inverosímil?

Pero antes de opinar sobre el tema, recordemos el transitar de mujeres en la máxima categoría del automovilismo. Durante los fines de semana de Gran Premio, solo 6 mujeres han conducido un monoplaza de fórmula 1 y únicamente dos participaron en carreras. Una de ellas fue la italiana Lella Lombardi y lo hizo hace mas de 40 años.

Lella Lombardi fue la última mujer en participar en una carrera de fómula 1 hace mas de 40 años. Foto: Sutton images.

 

Obviamente, no podemos dejar de mencionar a la pionera, María Teresa de Filippis, quien debutó el 18 de mayo de 1958 y participó en 5 grandes premios, perteneciendo a los equipos Maseratti y Behra-Porsche.

Maria Teresa de Filippis fue la primera mujer en pilotar un fórmula 1. Foto: Getty images.

La británica Divina Galica, la sudafricana Desiré Wilson y la italiana Giovanna Amati, también formaron parte de equipos de fórmula 1, pero sin participar en carrera alguna. Como nota aparte, el único Gran Premio donde participaron dos mujeres fue la carrera de Gran Bretaña de 1976.

Divina Galica debutó en el GP de Gran Bretaña de 1976. Corrió contra los grandes en la Carrera de Campeones. Foto: Getty images.

Fuera de la pista, la presencia de la mujer en la Fórmula 1 en los últimos años se ha sentido con mas fuerza, de la mano de Monisha Kaltenborn, primera jefa de equipo cuando dirigió Sauber, Claire Williams jefa adjunta de Williams, Ruth Buscombe ingeniera sénior de estrategia en Sauber; Bernadette Collins con un papel similar Sahara Force India, y Marga Torres Díez ingeniera de unidad de potencia en pista de Mercedes-AMG High Performance Powertrains.

Monisha Kaltenborn fue la primera directora femenina en Sauber pero renunció en junio de 2017. Foto: Ross Land/Associated Press

Volviendo a la actualidad, figuras importantes dan sus opiniones, entre ellos Toto Wolf jefe de Mercedes. “Un campeonato de mujeres haría que se desistiera en la misión de hacer que las chicas compitan a un alto nivel y contra los chicos en Fórmula 1. Estaría minando lo que las mujeres son capaces de lograr.”, afirmó.

Según Toto Wolf, crear una categoría femenina sería apartarlas y decirles que no pueden llegar a Fórmula 1. Foto: Sutton images.

Michèle Mouton, presidenta de la Comisión de la Mujer de la Federación Internacional de Automovilismo: Debemos promover más en todas las áreas, entonces tendremos una mayor cantidad de mujeres involucradas en todas las áreas del automovilismo, incluyendo la competencia.

Michèle Mouton, expiloto del Campeonato Mundial de Rally. Foto: Getty images.

Hoy día, la posibilidad de que una mujer llegue a la Fórmula 1 está en manos de la colombiana Tata Calderón, de 24 años, que corre en GP3 y es piloto de desarrollo para el equipo Sauber de la Fórmula 1; y a Marta García, de 16 años, quien ahora está en su primera temporada de carreras de monoplazas con MP Motorsport en el Campeonato de España de la Fórmula 4.

Tatiana «Tata» Calderón Noguera, piloto colombiana de automovilismo, participante del campeonato FIA de GP3 Series con el equipo Arden International. Foto. Sutton images.

Tal vez Tata Calderón podría ser la Danica Patrick de la Fórmula 1 y su presencia, sumado a un buen desempeño, podría ser el impulso que necesitan las mujeres para conducir en la máxima categoría. El tiempo tendrá la última palabra. ¿Categoría femenina? Ni pensarlo.


Like it? Share with your friends!

Héctor Arrieta
Locutor comercial y voz marca de URBE 96.3 FM, en Maracaibo, Venezuela. 28 años de experiencia en medios audiovisuales y fanático de los deportes, pero en especial de la Fórmula 1. Redactar sobre Fórmula 1 es una pasión, un anhelo de lograr que el público entienda este deporte que es mucho más que ver monoplazas dando vueltas en un circuito. Es vital conocer la historia, records y pilotos, activos y retirados; para descubrir la evolución de este mágico mundo del motor cuya tecnología llega a nuestros autos de hoy día, de una forma u otra.