Sólo unos días antes Fernando Verdasco le había demostrado que su raqueta guarda potencial suficiente para poner en jaque al No. 2 del Emirates Ranking ATP. Así lo hizo en las semifinales del Qatar ExxonMobil Open, donde obligó al serbio a levantar hasta cinco puntos de partido. En Melbourne el guión cambió desde el inicio y el segundo favorito resolvió su estreno por 6-1, 7-6(4), 6-2.

El español tardó prácticamente 25 minutos en sacar adelante un juego con su servicio. Para entonces Djokovic ya mandaba 5-1 en el marcador y había convertido 2 de las 5 oportunidades de break que había disfrutado en el set.

Verdasco se negaba a escapar de su zona de confort y la consecuencia fueron 14 errores no forzados y un 6-1 en apenas 31 minutos. Pero la insistencia dio sus frutos en el segundo parcial. Siguiendo el mismo patrón que al comienzo de la temporada estuvo cerca de permitirle tumbar a Djokovic, obtuvo premio para incomodar por primera vez a su rival.

Djokovic y Verdasco se intercambiaron cuatro breaks consecutivos. El madrileño trataba de escaparse, tomando la iniciativa en los quiebres, pero el discípulo de Marian Vajda respondía de inmediato. Así, el parcial se resolvió en el tie-break. El No. 40 del mundo llegó a ir mandando en el desempate 3-4 con dos servicios a su favor, pero el balcánico encadenó cuatro puntos seguidos para cerrar el segundo set (7-4).

La tercera manga trazó un decorado similar al inicio del encuentro. Un nuevo break de Djokovic fue suficiente para asestar un golpe definitivo al partido. En las dos horas y 20 minutos en los que se prolongó el choque, el serbio acabó con un 76% de puntos ganados con su primer servicio y 6 de 16 en puntos de quiebre. Su rival para segunda ronda será Denis Istomin que venció a Ivan Dodig en 4 sets.

 


Like it? Share with your friends!

Eddy Marin

Periodista, campeón centroamericano de natación.