El Barcelona acabó con la racha de su rival de nueve partidos sin perder y se pone a 3 del líder de la tabla, Real Madrid.

La pegada del uruguayo Luis Suárez y la magia de Andrés Iniesta y el argentino Leo Messi permitieron al Barcelona resolver con un contundente 4-1 el derbi ante el Espanyol, con lo que resguarda el segundo puesto de LaLiga y mete presión al Real Madrid.

El regreso de Iniesta tras su lesión ha sido clave en la recuperación del Barcelona. El albaceteño lo ratificó una vez más. Un espectacular pase de 50 metros habilitó a Luis Suárez para que, tras un control exquisito del uruguayo, significara el 1-0 a los 18 minutos.

Los hombres de Quique Sánchez Flores no se arrugaron, ni siquiera con la lesión de su guardameta titular, Diego López. Pero tuvieron que rendirse cuando Iniesta y Messi se fabricaron una jugada plena de habilidad con sucesivos regates que acabó aprovechando, muy atento, Luis Suárez, al aprovechar el rechace de Roberto al tiro del argentino.

Sin tiempo para que el Espanyol asumiera el mazazo, llegó al minuto siguiente el tercer tanto después de otra brillante acción de Messi que culminó Jordi Alba.

Al menos los blanquiazules encontraron la recompensa a su labor con el gol de David López, pero aún quedó margen para que Messi pusiera la guinda tras hacer la pared con Luis Suárez para concretar con una perla de gol la victoria.

El equipo de Luis Enrique Martínez se sitúa a tres puntos del cuadro del francés Zinedine Zidane, que aplazó su partido frente al Valencia en Mestalla por tener que irse a Japón a disputar el Mundial de Clubes, torneo que ganó al imponerse en la prórroga al Kashima Antlers japonés (4-2).


Like it? Share with your friends!

Eddy Marin

Periodista, campeón centroamericano de natación.