El Real Madrid está clasificado para la final del Mundial de Clubes tras superar al América de México por 0-2 en las semifinales en un partido en el que marcaron Karim Benzema y Cristiano Ronaldo, pero en el que también Luka Modric fue protagonista.

El centrocampista croata desatascó a los merengues en el centro del campo en los momentos más espesos del juego y fue protagonista en las principales jugadas de peligro del conjunto madrileño.

Por ello, la FIFA otorgó a Luka Modric el premio al mejor jugador del partido. Modric ha sido clave en todas las competiciones de los merengues en LaLiga, Champions League y ahora también, en el Mundial de Clubes, como cerebro principal de este equipo.


Like it? Share with your friends!

Eddy Marin

Periodista, campeón centroamericano de natación.