El mágico castillo de Mickey Mouse recibirá desde este miércoles 30 de septiembre al Miami Heat y a Los Ángeles Lakers, que se enfrentarán en una guerra por el trono de la NBA.

Una encantada final, atípica, al disputarse en el epicentro deportivo del complejo de Disney en Orlando, Florida, la ESPN Wide World Sports Complex, donde Jimmy Butler y LeBron James tratarán de imponer su liderazgo para guiar a sus equipos al campeonato.

Pero la trama de las Finales, al menos en un contexto de historia, recuerda que James fue dos veces campeón de la liga con Miami, de donde salió disgustado con el presidente de la franquicia, Pat Riley, quien «vio volar una dinastía de 10 años por la ventana» cuando «El Rey» se fue a Cleveland.

«Cuando decidí irme de Miami, había algunas personas en las que confié y con las que construí relaciones en esos cuatro años que me dijeron que estaba cometiendo el mayor error de mi carrera«, dijo un orgulloso LeBron cuando ganó su tercer anillo en 2016 con los Cavaliers.

James publicó en su cuenta de Instagram luego de la clasificación de los Lakers a las Finales que era «temporada de venganza». Probablemente se refería a las diferencias que tuvo con Riley y el Heat, pero su principal motivación es homenajear el legado que dejó Kobe.

La sorpresa contra la mística

Ahora, el proyecto de Riley, dirigido por el head coach Erik Spoelstra, luce prometedor, siendo la sorpresa de la burbuja de Disney, con un Butler en plan estelar, con Bam Adebayo como el hombre clave en defensa y con un talentoso Tyler Herro siendo el hombre clutch desde la banca. La experiencia de Andre Iguodala y la determinación de Goran Dragic hacen del Heat un equipo completísimo.

Pero si bien Miami llega con la motivación de una plantilla hambrienta de gloria y que anhela volver a ubicar a la franquicia en la cima de la NBA, en frente se medirán, probablemente, a seis hombres. Claro que el baloncesto profesional se juega cinco contra cinco, pero definitivamente estos Lakers cuentan con la ‘Mamba Mentality’ del fallecido Kobe Bryant, una motivación suficiente como para asumir el reto de un homenaje espiritual, victorioso y que incluso parece cosa del destino. Y además de ese toque místico, Los Ángeles tiene al mejor jugador en cuanto a asistencias se refiere en LeBron James, un digno escolta para «El Rey» como lo es Anthony Davis, la veteranía de Rajon Rondo y Dwight Howard, además del talento de jugadores como Danny Green, Alex Caruso, entre otros.

Parece obvio pensar que la mayoría de los seguidores de la NBA y de los que hacen vida en la liga quieren ver a los Lakers ganando el trofeo Larry O’Brien meses después del trágico fallecimiento de Kobe. Pero toda Miami espera que el anhelado homenaje de Los Ángeles para su leyenda sea arruinado por el Heat, que más que el villano de una película de Disney es ese héroe inesperado que termina rescatando a la princesa de la torre del dragón.

Datos

Es la primera final en la historia de la NBA entre el Heat y Los Lakers. Los de Miami han jugado seis finales con récord de 3-3, dos de esos anillos con LeBron James en sus filas. Mientras los de la Florida buscan su cuarto título —la misma cantidad a la que aspira ahora James—, Los Ángeles sueñan con igualar a su acérrimo rival Boston Celtics con 17 trofeos Larry O’Brien. Suman 16 luego de 31 Finales.

En la temporada regular reciente, se enfrentaron en dos ocasiones y los Lakers ganaron ambos compromisos, 95-80 y 113-110.

En su camino a las Finales, el Heat doblegó en primera ronda a Indiana Pacers (4-0), en semifinales a Milwaukee Bucks (4-1) y en la final del Este a los Boston Celtics (4-2). Por su parte, Los Ángeles superó en primera ronda a los Portland Trail Blazers (4-1), en semifinales a Houston Rockets (4-1) y en serie decisiva del Oste a los Denver Nuggets (4-1).

Claves de Heat vs. Lakers

Más allá de la generación de puntos de lado y lado y la efectividad en tiros de tres, en estas Finales las claves pasan entre el juego en la pintura y los rebotes.

Ante Denver, los Lakers demostraron que con jugadores como ‘Bron’ y Davis pueden ser letales en puntos debajo del aro. En las zonas de dos puede pasar buena parte de los momentos cruciales de la serie, especialmente cuando Adebayo se cruce con «La Ceja» o Howard a la hora de recuperar el balón.

Si ambas franquicias mantienen sus promedios en lanzamientos de tres puntos y sus jugadores importantes consiguen imponer su ritmo anotador, en definitiva, la pintura y los rebotes van a tener focos extras.

A las 9:00 de la noche, hora del Este de los Estados Unidos, empieza el Juego 1 de las Finales. Una final encantada, tal cual una historia de Disney, pero que en lugar de ser protagonizada por el ratón Mickey u algún otro icónico personaje, tendrá como figuras a un equipo que quiere rendirle tributo a Kobe Bryant y un conjunto que, si bien respeta la memoria del legendario dorsal 24, sueña con celebrar el título de la NBA en la burbuja de Orlando.

Calendario de las Finales

Juego 1, 30 de septiembre: Heat vs. Lakers | 9 p.m. ET

Juego 2, 2 de octubre: Heat vs. Lakers | 9 p.m. ET

Juego 3, 4 de octubre: Lakers vs. Heat | 7:30 p.m. ET

Juego 4, 6 de octubre: Lakers vs. Heat | 9 p.m. ET

Juego 5 (si es necesario), 9 de octubre: Heat vs. Lakers | 9 p.m. ET

Juego 6 (si es necesario), 11 de octubre: Lakers vs. Heat | 7:30 p.m. ET

Juego 7 (si es necesario), 13 de octubre: Heat vs. Lakers | 9 p.m. ET


Like it? Share with your friends!

Guy Acurero

Periodista deportivo venezolano. Redactor de #NFL y #NBA en Hispanic Sports Media. Ex-reportero del Diario Panorama (2015-2019).

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *