Miami Heat venció 125-113 a los Celtics y se adjudicó la Conferencia Este con un global 4-2 en la serie y se convirtió en finalista de la NBA, donde enfrentará a Los Ángeles Lakers, campeón del Oeste.

Miami vuelve a la definición después de seis años. Su última vez había sido en 2014, cuando perdieron contra los Spurs. Ese fue el último viaje de un tramo sensacional marcado por LeBron James (que estará del otro bando en esta final), Dwyane Wade y Chris Bosh, donde sumaron dos campeonatos en cuatro finales.

La ruta común hacia el éxito en la NBA moderna es coleccionar un conjunto de superestrellas con jóvenes promesas. Así lo hizo el Heat hace 10 años, cuando contrataron a LeBron James y Chris Bosh para formar equipo con Dwyane Wade.

El camino de Miami Heat

El Heat parecía hundido después de que LeBron se fuera de Miami a Cleveland. Bosh se vio obligado a retirarse debido a un problema de coagulación sanguínea, y Wade se fue a Chicago, regresó a Miami, y se retiró.

Sin embargo, en esta temporada, Butler y Bam Adebayo se unieron a los veteranos Goran Dragic y Udonis Haslem, a los jóvenes Tyler Herro, Kendrick Nunn, y Duncan Robinson para convertir en finalista a un equipo de menos de .500 la campaña pasada.

Por supuesto, todo esto unido con el trabajo de uno de los mejores entrenadores de la liga, Erik Spoelstra, y el intercambio en este 2020 que trajo a Andre Iguodala y Jae Crowder, están a cuatro victorias de un campeonato.

Miami, que llegó a la parte final de esta campaña como quinto clasificado, ahora tiene la oportunidad de convertirse en uno de los ganadores más improbable de los últimos años. Un equipo que muchos pensaban que no estaba ni para los Playoff. Sin embargo, demostraron que todos estaban equivocados.

Por otro lado, Haslem, señalaba hace unas semanas que sentía la dureza mental dentro del grupo. El Heat cree en que se ha creado una cultura dentro de la organización que prospera trabajando duro y confiando unos con otros.

Miami no solo llegó a la final, sino que también lo hizo con un juego dominante en los Playoffs. El Heat barrió a Indiana en la primera ronda, luego dio la sorpresa venciendo en cinco juegos a Milwaukee, y por último la pasada noche a los Celtics. Un equipo totalmente distinto luego del parón por la pandemia, registrando solamente 3 derrotas.

¿Podrán Erik Spoelstra y los suyos conseguir nuevamente la gloria en la NBA?


Like it? Share with your friends!

Diego Avendaño Durán
Redactor de Hispanic Sports Media. Venezolano viviendo en Argentina.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *