Los alemanes derrotaron 1-0 al PSG en una final con varias situaciones de gol para ambos lados. El Bayern Munich consigue su sexta Champions y el segundo triplete en su historia. Kingsley Coman fue el autor del único gol del partido.

Alineación PSG: Navas, Kehrer, Silva, Kimpembe, Bernat, Herrera, Marquinhos, Paredes, Di María, Neymar y Mbappé. Entrenador: Thomas Tuchel.

Alineación Bayern Munich: Neuer, Kimmich, Boateng, Alaba, Davies, Thiago, Goretzka, Coman, Müller, Gnabry y Lewandowski. Entrenador: Hans Flick

Primer tiempo vibrante

Neuer mantenía en cero el arco del Bayern Munich.

EL partido tenía a dos protagonistas con mucha explosividad ofensiva. Desde el inicio, el partido se empezó a jugar de área en área. PSG tuvo varias situaciones para irse delante en el marcador, pero Neuer se demostró seguro en la portería.

Para el Bayern Munich iba a aparecer Lewandowski que de media vuelta le pegó y el palo salvó el primer gol alemán. Los bávaros tenían más la pelota e intentaban armar mejor las jugadas.

El PSG era más vertical y buscaba constantemente la velocidad de Mbappé y Neymar para sorprender a la defensa alemana. Tanto fue el esfuerzo de los defensas, que Boateng tuvo que salir por una lesión muscular, en su lugar entró Süle.

Keylor Navas también hizo su aparición en el partido con una espectacular parada a un cabezazo de Lewandowski. Los porteros se encargaban de mantener en cero la final, dos de los mejores arqueros del mundo.

Al final del primer tiempo Mbappé tuvo en sus pies el gol para el PSG, pero el tiro no salió con la potencia que él quería y Neuer atajó el balón. Un primer tiempo de mucha intensidad terminaba con el marcador 0-0.

Bayern Munich lo gana en la segunda mitad

Coman anotó el único gol del partido para darle el título al Bayern Munich.

El segundo tiempo mantuvo la intensidad del primero y se seguía jugando con mucho vértigo. Comenzó picante por una falta de Gnabry a Neymar que desencadenó una discusión entre jugadores de ambos equipos.

Los planteamientos eran los mismos, el Bayern Munich se estaba acomodando cada vez mejor en la cancha con la pelota, mientras que el PSG seguía aferrándose a que sus estrellas en el ataque se inventaran una jugada mágica.

El momento decisivo iba a llegar a los 59 minutos, una gran jugada del Bayern en ataque en donde Müller pivotea y le da el balón a Kimmich, quien levanta la cabeza y manda un centro que el francés Coman remata de cabeza y marca el primer y único gol de la final.

Los parisinos intentaron empatar el partido, pero el gigante arquero alemán tapaba todo lo que le llegaba. Tanto Neymar como Mbappé tuvieron un desempeño por debajo de lo que se esperaba de ellos.

Finalmente el PSG no pudo y el Bayern Munich conquistó su sexta Champions League (74, 75, 76, 01, 13, 20). Además, se convirtió en el primer equipo en la historia de la competición en ganar el torneo de manera invicta y ganando todos sus partidos.

Lewandowski quedó como el máximo goleador del torneo, con 15 tantos. El Bayern Munich, con este título, gana su segundo triplete, luego de hacerlo por primera vez en el 2013. Empata al Barcelona como los únicos equipos europeos en lograr esta hazaña dos veces.


Like it? Share with your friends!

Juan Sarcos

Colaborador en Hispanic Sports Media. @juansarcos_1996 en Instagram.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *