Drama. No hay mejor palabra para describir lo que fue el Juego 5 de las finales de la NBA, en el que los Golden State Warriors tomaron aire y vencieron 106-105 a los Toronto Raptors para recortar distancia en la serie en la que los dinosaurios están a uno de ser campeones.

Fue el regreso de Kevin Durant, quien volvió a lesionarse…

Los ‘Splash Brothers’ sentenciaron el encuentro con una seguidilla de tres triples, uno de su base Stephen Curry dos del escolta Klay Thompson, quien convirtió el decisivo para el parcial de 106-103.

El armador de Raptors, Kyle Lowry, descontó con un doble para el 106-1055. A 15,7 segundos del final, el centro DeMarcus Cousins convirtió una falta y el mismo Lowry tuvo en sus manos el que probablemente fue el tiro más importante de su carrera hasta este lunes, pero lo erró.

Curry terminó con 31 puntos y cinco triples, Thompson con 26 y 7 de 13 desde la línea de tres y el ala-pívot Draymond Green aportó un doble-doble con 10 puntos y 10 rebotes.

«Ganar o morir. La segunda mitad no fue bonita pero simplemente anotamos nuestros tiros», resumió Curry tras la contienda.

Por Toronto, Kawhi Leonard volvió a ser su figura con 26 cartones y 12 atrapadas. Lowry anotó 18, Marc Gasol 17 y Serge Ibaka 15.

La recaída de Durant

Durant, quien arrancó como titular, solo pudo disputar 12 minutos. En una jugada de medio giro, se lesionó otra vez su pierna derecha y se lanzó a la duela por el dolor.

Los fanáticos en el Air Canada Centre se mostraron irrespetuosamente felices porque Durant no podía seguir en el juego, lo que provocó que algunos jugadores de los Raptors pidieran cordura a sus seguidores.

Luego, se conoció que la dolencia fue en el tendón de aquiles.

«Kevin tiene una lesión en el tendón de Aquiles. No sabemos la extensión de la misma. Se le hará una resonancia», confirmó con lágrimas en los ojos el mánager general de Golden State, Bob Myers, visiblemente emocionado.

Para el coach Steve Kerr, «fue una victoria increíble y una pérdida horrible al mismo tiempo», haciendo referencia a «KD».

«No puedo mentir, siento un dolor profundo en mi alma pero ver a mis hermanos conseguir esta victoria ha sido como beber un trago de tequila, me dio vida», publicó Durant en su cuenta de Instagram, quien será agente libre al finalizar la serie.

Durant, al salir por su lesión. Foto vía Twitter.

El Juego 6 de las finales de la NBA se disputará el jueves 13 de junio en la Oracle Arena de Oakland, en el último partido de la liga en esa cancha.


Like it? Share with your friends!

Guy Acurero

Periodista deportivo venezolano. Redactor de #NFL y #NBA en Hispanic Sports Media. Ex-reportero del Diario Panorama (2015-2019).

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *