Tom Brady no tuvo una gran actuación en el Super Bowl LIII, pero le bastó una conexión con Rob Gronkoswki en el último cuarto para lograr un primero y gol que terminó en el touchdown del corredor novato Sony Michel. Esa anotación fue clave en el marcador.

Los Patriots de New England derrotaron 13-3 a los Rams de Los Ángeles en el juego por el trofeo Vince Lombardi, el sexto que levantan los ‘pats’ en su historia, igualando en el palmarés a los Steelers de Pittsburgh.

Brady, de 41 años, volvió a emocionarse como si se tratara de la primera vez que es campeón.

«Estoy muy orgulloso de mi equipo. Mira esto, esta es mi motivación (para seguir)»

Brady, con su hija en brazos.

Bill Belichick, el entrenador en jefe de los patriotas, el head coach con más Super Bowls, también habló con reporteros tras la victoria en Atlanta.

«Este título es dulce, muy dulce. Este es un gran día para nuestro equipo. Nuestros muchachos jugaron como campeones. Nadie contaba con nosotros ni al principio ni a la mitad de la temporada, pero aquí estamos».

Bill Belichick

Por su parte, el receptor Julian Edelman, Jugador Más Valioso del Súper Tazón, fue cuestionado por el «tipo» de partido que se jugó. Fue el Super Bowl con menos puntos combinados (26) en la historia de la NFL, catalogado como un duelo de buenas defensivas con ataques anulados, salvo la diferencia que logró New England con la anotación de Michel.

«No ha sido bonito (el Super Bowl) pero más vale una victoria horrible que una derrota bonita (…) Ha sido un año muy loco. Ha sido surrealista».

Julian Edelman.

Tristeza en los Rams

Los carneros, uno de los dos equipos con mejor récord en la temporada regular (13-3), llegaban al Super Bowl con inexperiencia. Un mariscal de campo de tercer año, Jared Goff, que se mostró nervioso en momentos importantes del partido, y un head coach de 33 años, Sean McVay, el más joven en un Súper Tazón, que dudó en arriesgar en pasajes del juego.

McVay habló en nombre del equipo y afirmó que fue «duro» perder el encuentro.

«Es duro. Amo a este equipo y a estos jugadores. No he hecho suficiente de mi lado para poner a los míos en posición de ganar y eso me pone enfermo».

Sean McVay

Así terminan los Super Bowls. El equipo ganador celebra con júbilo, mientras el perdedor lamenta haber perdido la oportunidad de ser campeón…

 


Like it? Share with your friends!

Guy Acurero

Reportero multimedia de deportes en Diario Panorama y redactor de NFL en Hispanic Sports Media

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *