Movimientos en las filas de Toronto Raptors capitaneada por el dirigente Masai Ujiri. Lo primero que hizo tras el fracaso que supuso su temprana eliminación en playoffs fue un cambio de entrenador. Dwane Casey, ahora en los Detroit Pistons, deja su puesto a su asistente Nick Nurse, quien aterriza para darle un plus a la ofensiva, sobre todo en cuanto a ritmo de juego y lanzamiento exterior.

movimientos

Por otro lado, está un de los movimientos más llamativo del verano. DeMar DeRozan, quien fuera su buque insignia durante los últimos cursos, ha puesto rumbo a San Antonio en lo que supone una apuesta arriesgada por Kawhi Leonard. El alero, que reconocía su descontento con la gerencia Spur, ha estado un año prácticamente en blanco, y además su futuro está en el aire al contar con una player option de cara a verano 2019. En la operación también ha llegado un veterano contrastado como Danny Green, en último año de su contrato, pero han perdido a la joven promesa Jakob Poeltl, quien tuvo un papel bastante importante como hombre de banquillo.

Masai Ujiri ha optado por arriesgar debido al ‘estancamiento’ que sufrían los suyos, sobre todo en la post-temporada. Los Raptors fueron líderes del Este sin discusión ninguna con una impresionante marca de 59 victorias, pero su rendimiento en los playoffs fue bastante discutible tras el 4-0 encajado en semifinales ante Cleveland Cavaliers.

Los Raptors cuentan con demasiados asteriscos en su plantilla, sobre todo en torno a la figura de Kawhi. ¿Estará centrado en su nuevo equipo o pensando en el mercado de agentes libres? También tenemos que lanzarnos otra cuestión. ¿Estará al cien por cien de sus problemas físicos que apenas le permitieron jugar 9 partidos oficiales? A poco que recupere su mejor versión, Leonard mejora la salida de DeRozan. Su rendimiento, digno de MVP en temporadas anteriores será vital para el futuro de los canadienses pese a contar con piezas importantes como Lowry, Ibaka y Valanciunas.

movimientosOtra excelente noticia para ellos ha sido la renovación de Fred VanVleet, pieza imprescindible partiendo desde la segunda unidad. El base ha demostrado su compromiso cerrando una renovación por 2 años y un total de 18 millones, un acuerdo bastante asequible para ambas partes. No hay que olvidar el fichaje de Greg Monroe, agente libre procedente de Boston. Un seguro ofensivo bajo los tableros, y que habrá que seguirle la pista en situaciones de smallball. Esos han sido algunos de sus movimientos.

Kawhi Leonard será el jugador a seguir por todos, tanto por los aficionados canadienses como por el resto de la NBA, ya que el próximo verano podría ser agente libre. El alero deberá demostrar que no ha olvidado sus mejores días y que todavía le queda mucho baloncesto por delante pese a la rareza de su lesión. Un talento que aporta en ataque y defensa. Su fichaje supone una mejora de lo presentado por DeRozan, sobre todo en materia del lanzamiento exterior. Leonard todavía conserva el cartel de estrella, pero deberá reafirmarse.

movimientosLa salida de DeRozan y consiguiente llegada de Leonard más el cambio de técnico transforman al equipo canadiense, lo que unido a la una Conferencia Este en la que por primera vez tras 15 años no estará LeBron James deja mucho terreno por explorar. A priori los Raptors deben mantenerse como uno de los equipos punteros del lado atlántico del cuadro, pero Boston se prepara para el salto definitivo y Philadelphia aún no vislumbra su techo como conjunto. Toronto debe aspirar a una final de conferencia si quiere ser capaz de convencer a Leonard, pero ganar más de una serie de playoffs puede ser una tarea demasiado complicada para el único equipo de Canadá.


Like it? Share with your friends!

Sebastián Villalobos
Futuro periodista venezolano, amante de los deportes - @sebastian0209 en Twitter y en IG @sebastianvu02

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *