El ex-goleador del Manchester United, Robin Van Persie, siempre ha tenido el ojo en la portería rival, pero el holandés tendrá problemas para ver el balón, luego de sufrir una horrenda lesión en el ojo mientras jugaba con el Fenerbahce.

Van Persie anotó el primer gol del equipo para una victoria de 3-1 sobre el Akhisar Belediyespor, pero un fuerte choque lo sacó del partido en camilla a los 13 minutos.

Reportes desde Turquía indican que deberá ser operado, con el temor de que más nunca pueda a ver con el ojo izquierdo.


Like it? Share with your friends!

Nelson Pérez Esis
Melómano, tenista y periodista. CEO y Editor en Jefe de Hispanic Sports Media - @elnelsonperez